Movilidad como Servicio apunta a un transporte público más inteligente

20 May 2021 Movilidad

Intertraffic llevó a cabo el webinar “Eficiencia en la movilidad urbana”, espacio en el que Mauricio del Hierro, Director Comercial para Latinoamérica de Moovit, expuso acerca del transporte bajo demanda y el futuro de la movilidad urbana, bajo la premisa de que, durante los próximos 10 años, ésta cambiará más que en los últimos 100, además de mostrar otras soluciones que utilizan Movilidad-como-Servicio (MaaS) para ofrecer un transporte más inteligente.

Moovit es una empresa que ofrece soluciones líderes en Movilidad como Servicio y se ha convertido en la aplicación de movilidad urbana número uno del mundo, a través de una aplicación simple e intuitiva, con más de 990 millones de usuarios distribuidos en 112 países y 3 mil 400 ciudades, disponible en 45 idiomas. Además, cuenta con más de 7.5 mil operadores y más de 319 empresas de micromovilidad.

A su vez, Moovit cuenta con más de 720 mil voluntarios -llamados Mooviters-, que conforman una comunidad global de editores en más de 200 países, encargados de mapear y mantener actualizada la información del transporte publico juntos. Ellos conocen, las líneas, horarios y diferentes rutas; Del Hierro resaltó que ellos han mapeado más del 70% de las ciudades donde opera Moovit.

Con la pandemia, uno de los sectores más afectados ha sido el transporte público. De acuerdo con datos obtenidos por Moovit, el 56% de los usuarios se animaría a usarlo de nuevo si aumentara la frecuencia de vehículos para menos congestión; un 38% lo haría si existieran sistemas de pago sin contacto o boletos digitales; el 47% lo consideraría si contaran con información en tiempo real para reducir la espera; y otro 29% lo tomaría en cuenta al saber de antemano qué vehículos están abarrotados.

Así, Del Hierro ve como tendencias en el transporte público el distanciamiento social, datos confiables en tiempo real y pagos móviles. Como soporte al crecimiento en usuarios, se suma el microtránsito, que significa la práctica de distanciamiento social, aumentando la accesibilidad y equidad, mientras reduce costos de operación; y analítica de movilidad, para tomar decisiones con base en los datos. Esto da lugar a las soluciones “Bajo demanda”, ya sea por llamada, ruta dinámica o compartidos.

El especialista señaló que gobiernos, operadores de transporte y pasajeros deben conformar un triángulo que beneficie a todos. En el caso de los primeros, buscar reducir la congestión y la contaminación del aire, además de brindar mejores servicios; los segundos aspiran a mayores ganancias, menos asientos vacíos y menos kilómetros conducidos; mientras que los terceros exigen viajes rápidos y cómodos, compartidos con menos pasajeros, con menores tiempos de espera, desviación mínima de ruta y bajo costo. (Rafael Cervantes Flores)

El transporte público fue uno de los grandes afectados ante la reducción de la movilidad.

Comentarios

También te puede interesar esto