Replanteamiento financiero, vital para la supervivencia de empresas

28 Jul 2020 Autotransporte

Ante la pandemia de COVID-19 en nuestro país, el autotransporte de carga nuevamente puso de relieve su importancia para la economía del país,al clasificarse dentro de las actividades llamadas esenciales. Sin embargo, la caída de sus ventas en casi un 50% ha colocado a muchas empresas en una situación crítica, principalmente a los pequeños y medianos transportistas.

Ante ello y como parte del Segundo Ciclo de Conferencias de la Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (CANACAR), Nacional Financiera (NAFIN) participó con el tema “Replanteando la estrategia financiera en tiempos de cambio”, impartida por Janitzio Piña Ferreyra, Consultor para MiPyMEs de la Direccción de Desarrollo Empresarial y Asistencia Técnica de NAFIN.

El especialista destacó que para enfrentar la crisis actual, los transportistas deben cuidar el flujo de efectivo, lo que implica acotar cuentas por cobrar, por pagar e inventarios. Los documentos financieros y su análisis son clave para tomar las decisiones más adecuadas.

Asimismo, consideró que para mantener a flote a las empresas en tiempos de pandemia, será clave establecer nuevos criterios para clasificar costos entre indispensables, reducibles y prescindibles. “La pandemia nos orilló a la reflexión. Sobrevivirán aquellas que se adapten a un nuevo concepto de negocios”, afirmó.

Las operaciones del autotransporte de carga se han visto disminuidas a causa del COVID-19.

Financiamiento a PyMEs

Por otro lado, las pequeñas y medianas empresas conforman aproximadamente el 90% del sector en México, por lo que el financiamiento será una herramienta vital para su supervivencia. Entre los esquemas de apoyo aplicables para el sector transporte se encuentran:

Créditos a la palabra: Ante la declaratoria de emergencia sanitaria, el Presidente de la República dio a conocer este programa que otorgará un millón de créditos para que los negocios familiares puedan mantenerse durante la contingencia. Se trata de un crédito por 25 mil pesos a tres años, con una tasa de interés del 6.5% anual para negocios con más de seis meses de operación. Se otorga a personas previamente registradas en el Censo del Bienestar.

De acuerdo con la Secretaría de Economía, del 27 de abril al 17 de julio se han dispersado 19 mil 410 millones de pesos a través de 767 mil 050 Créditos a la Palabra.

Apoyo a Empresarios Solidarios: Este programa surgió con la finalidad de apoyar a empresarios que han mantenido su plantilla laboral y el salario de ésta durante el primer trimestre de 2020. Se trató de un crédito de 25 mil pesos a tres años, con tres meses de gracia y una tasa de interés del 6.5% anual para empresas de hasta 10 trabajadores, 7.5% anual con hasta 20, 8.5% anual con hasta 50, y 10% anual con más de 50 colaboradores, entregado a través de transferencia electrónica a aquellas que resultaron seleccionadas.

El programa ya fue cerrado pero, de acuerdo con información del IMSS, del 27 de abril al 25 de mayo de 2020, se dispersaron 4 mil 800 millones de pesos a través de 191 mil 981 beneficiarios.

Medidas de Apoyo a PyMEs: El pasado 21 de abril, el Banco de México presentó una serie de medidas para incrementar la liquidez de las PyMEs. Busca inyectar recursos por 750 mil millones de pesos al mercado financiero, para que las instituciones bancarias puedan otorgar créditos a micro, pequeñas y medianas empresas, así como a personas físicas afectadas por la pandemia.

Impulso + Estados: Por su parte, NAFIN lanzó en abril este programa, con el objetivo de contribuir a la reactivación de las economías regionales y la conservación de empleos, impulsando el acceso al crédito para las micro, pequeñas y medianas empresas (MiPyMEs) del país, en coordinación con los gobiernos de los estados.

Este programa tiene como objetivo capital-trabajo o adquisición de activos. Los montos van hasta 5 millones de pesos, crédito simple o refaccionario; sin garantía hipotecaria en créditos de hasta 2.5 millones de pesos (sólo aval u obligado solidario), la tasa de interés del 13.9%, plazo de hasta 60 meses y periodo de gracia de hasta seis meses para capital e intereses, incluído en el plazo del crédito. (Rafael Cervantes Flores)

Alrededor del 90% del autotransporte de carga en México se concentra en pequeños y medianos transportistas.

Comentarios

También te puede interesar esto