En tres meses, transporte público concesionario pierde más de mil 200 mdp

19 Oct 2020 Transporte

Si bien el transporte público facilitó el movimiento de personas con actividades esenciales durante la emergencia sanitaria por COVID-19, se ha visto afectado por la falta de usuarios. Esto ha provocado pérdidas en los ingresos por recaudación de tarifa de hasta un 50% en los diferentes sistemas de transporte.

De acuerdo con cálculos de la Secretaría de Movilidad de la Ciudad de México (SEMOVI), en el transporte de ruta, donde operan alrededor de 17 mil autobuses, vanes y microbuses concesionados, ha reportado pérdidas por más de mil 285 millones de pesos en los meses de marzo, abril y mayo.

Por su parte, entre enero y junio la Secretaría de Finanzas transfirió al Metrobús más de 735 millones de pesos para que las empresas concesionarias financien la operación del sistema ante la baja afluencia de usuarios por la pandemia de coronavirus.

Desde el pasado mes de marzo,comenzaron a registrarse reducciones significativas en la afluencia de los servicios de transporte público, con la mayor caída en la segunda quincena de abril (Semana Santa), periodo en que la afluencia cayó entre un 60% y un 80%. 

Después de Semana Santa, y hasta el 31 de mayo de 2020, hubo reducciones diarias estables en las distintas modalidades de transporte, con una variación de aproximadamente -75% en la afluencia en Metro y Metrobús, -65% en trolebuses, -60% en la Red de Transporte de Pasajeros (RTP) y 80% en Ecobici.

Mientras que en los meses de junio, julio, agosto y septiembre, periodo en que el semáforo epidemiológico pasó de rojo a naranja, se registraron aumentos graduales de entre 10% y 20% respecto a la afluencia típica, con una variación respecto a la operación normal de -55% en Metro y Trolebús, casi -60% en Metrobús, -45% en RTP y -70% en Ecobici.

Si bien hubo pérdidas, también disminuyeron los costos, al haber menos trenes y autobuses en servicio, aunque los presupuestos se ajustaron para que el Gobierno de la Ciudad de México pudiera garantizar el servicio. Asimismo, se generaron programas de apoyo a los concesionarios, entre ellos un bono de combustible de hasta 6 mil pesos. (Redacción Autotransporte)

La RTP también experimentó una reducción en la demanda de su servicio a causa de la pandemia.

Comentarios

También te puede interesar esto